DestacadasRadioblogRadioBlog: Minuto 92

VÍDEO BLOG #Minuto92: Qatar, las libertades y la pinza en la nariz

VÍDEO BLOG #Minuto92: Qatar, las libertades y la pinza en la nariz, por Víctor J. Hernández Bru.

Pues ya está aquí el Mundial de Qatar y, con él, los millones de reportajes, entrevistas, crónicas y columnas de opinión sobre los cimientos sobre los que se ha anclado esta prueba deportiva, en un país en el que, indiscutiblemente, no se respetan los derechos humanos.

Qatar es una dictadura, por la sencilla razón de que el pueblo no pinta absolutamente nada en la designación de los dirigentes que toman las decisiones en el país. En general, las dictaduras se caracterizan por el abuso de poder de quienes lo ostentan y por las formas autoritarias de quienes mandan.

Sin embargo, hay dictaduras en las que dicho poder se ejerce de una manera más omnímoda y otras en las que se intenta disimular un poco o, simplemente, no se entra en determinados asuntos que no amenazan el mando de quienes lo ejercen.

No es el caso de Qatar, donde no sólo no hay democracia ni libertades, sino que el régimen incluso impone las formas de vivir la sexualidad que cree más válidas y, por supuesto, donde las mujeres son verdaderamente ciudadanos de segunda; por cierto, curiosamente ante la pasividad de algunos que hablan de desigualdades sexuales en un país como España. En fin….

En Qatar, por tanto, ni hay democracia, ni hay libertades, ni se respeta la libre elección sexual ni hay igualdad entre hombres y mujeres, pero además, se trata a las clases más necesitadas con unas formas muy semejantes a la esclavitud, fruto de lo cual son los miles de muertos en sus puestos de trabajo durante la construcción de los diez estadios en los que ahora se compite.

Como puede comprobarse, con este breve resumen, Qatar es una joya de país desde el punto de vista de las libertades y derechos fundamentales. Pues bien, la FIFA, a cambio del pastizal que han puesto sobre la mesa los dirigentes cataríes, no sólo ha decidido de manera bastante cuestionable que se dispute allí el Campeonato del Mundo de Fútbol, sino que además, su máximo dirigente, Giovanni Vincenzo Infantino, ha mantenido un discurso en el que ha justificado la dictadura del país y ha minimizado los generalizados ataques a las libertades individuales que imperan en él; añadiendo, en el colmo de la ignorancia, que somos los europeos los que hemos de pedir perdón por lo que hemos hecho en los últimos 3.000 años.

El tal Infantino es una muestra más de tipo que, con lo justito para llegar a mediodía, se autoconvence de que es el más listo de la clase, eso sí, ignorando que en esos siglos, efectivamente, Europa ha sido la cuna de la civilización y la cultura, la génesis de la universidad y de las libertades, el origen de las democracias y los derechos humanos.

Sinceramente, me voy a emocionar con el Mundial, no lo veo evitable; pero no creo que consiga olvidarme de la vergüenza que me ha dado escuchar a Infantino y de la repugnancia de haber visto cómo el máximo organismo del fútbol mundial se haya rendido a los petrodólares a cambio de mirar para otro lado y taparse la nariz con disimulo.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Verificado por MonsterInsights