DestacadasFútbol UDA

Cuatro entrenadores, un descenso y récords de todo tipo marcaron la temporada 23/24 de la UDA

El club rojiblanco cierra un año para el olvido con números que quedarán registrados en los libros más oscuros del fútbol almeriense.

La temporada 2023/2024 ha llegado a su fin para la UD Almería, dejando un sabor amargo tras una serie de resultados negativos que han condenado al equipo al descenso. Con solo 21 puntos en 38 partidos, el equipo rojiblanco se sitúa en la penúltima posición de la tabla, una situación que refleja la difícil campaña que han tenido.

El equipo ha sumado únicamente tres victorias, junto a 12 empates y 23 derrotas, mostrando una gran debilidad en la competición liguera. En la Copa del Rey, el Almería logró una victoria antes de caer eliminado, sumando otro revés en una temporada llena de contratiempos.

Problemas en el banquillo

La inestabilidad en el banquillo ha sido una constante a lo largo de la temporada, con cuatro entrenadores diferentes intentando, sin éxito, revertir la mala racha del equipo. Vicente Moreno inició la temporada el 1 de julio de 2023, pero su mandato duró apenas hasta el 27 de septiembre, acumulando cinco derrotas y dos empates en siete partidos. Su gestión fue criticada por la falta de resultados y una notable fragilidad defensiva.

Tras su salida, Alberto Lasarte asumió el cargo de manera interina del 28 de septiembre al 7 de octubre, dirigiendo dos partidos que se saldaron con un empate y una derrota, sin lograr darle un impulso significativo al equipo. La búsqueda de un reemplazo definitivo se aceleró, y el 8 de octubre llegó Gaizka Garitano con la esperanza de estabilizar la situación.

Sin embargo, la gestión de Garitano resultó ser la más extensa pero también una de las más complicadas. Durante su mandato, que se extendió hasta el 13 de marzo de 2024, el equipo solo consiguió una victoria en la Copa del Rey y no logró mejorar en la liga, acumulando 12 derrotas y siete empates en 20 partidos. Su etapa estuvo marcada por una racha negativa de cinco partidos consecutivos sin marcar como local, un récord histórico negativo para el club.

Finalmente, Pepe Mel tomó las riendas el 13 de marzo con la difícil tarea de evitar el descenso. A pesar de un ligero repunte en el rendimiento del equipo, con tres victorias en 10 partidos, su esfuerzo no fue suficiente para salvar al Almería. La gestión de Mel se destacó por intentar recuperar la moral del equipo y algunos ajustes tácticos, pero los resultados no acompañaron.

Récords negativos y positivos

La campaña ha dejado varios récords negativos. El Almería solo ganó un partido en casa, igualando el peor registro histórico de la liga, compartido con el Córdoba de la 2014/15 y el Logroñés de la 1994/95. Además, el equipo encajó 75 goles, superando el peor registro de la entidad en la máxima categoría (71 goles en la 2013/14). Otra racha negativa fue la de cinco partidos consecutivos sin marcar como local bajo el mando de Garitano, algo nunca visto en la historia del club.

Sin embargo, no todo fueron malas noticias. La victoria 6-1 contra el Cádiz fue un destello de esperanza, rompiendo una racha de más de un año sin victorias en casa y convirtiéndose en la mayor goleada del Almería en Primera División, superando el 1-4 al Sevilla en la temporada 2007/08.

Goleadores y futuro

A nivel individual, Arribas destacó como el máximo goleador del equipo con nueve tantos, seguido por Leo Baptistao y Luis Suárez, ambos con seis goles. Pese a sus esfuerzos, el equipo no pudo evitar el descenso.

Con la temporada finalizada, el futuro del Almería se centra en reconstruir y preparar una plantilla competitiva que les permita regresar a la élite del fútbol español. La posible vuelta de Rubi al banquillo rojiblanco, con una oferta económica y deportiva atractiva, podría ser el primer paso hacia la recuperación del equipo indálico.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Verificado por MonsterInsights