DestacadasMás deporte

Aznar obra el milagro en su sexto Rallye Costa de Almería

El piloto almeriense tuvo que anteponerse a unos problemas de combustible en el cuarto intervalo.

La emoción, el nivel y la expectación caracterizaron a un Ralley Costa de Almería que cumplió 48 ediciones a lo grande. Con la Avenida Federico García Lorca como centro neurálgico, cientos de almerienses se enamoraron a primera vista de todo un espectáculo de velocidad repleto de imprevistos y sorpresas. Como era de esperar, José Antonio Aznar se alzó hasta el escalón más alto del pódium por sexta vez. Sin embargo, el devenir de la carrera describió la gesta del almeriense como una de las más épicas y milagrosas registradas en su historial.

El cambio de recorrido también contribuyó en agrandar la diversión. Desde la organización se apostó por un trayecto mucho más corto y accesible para los pilotos, lo que también desencadenó en una mayor participación y un mejor nivel. Hasta 48 equipos se dieron cita en la principal arteria de la capital almeriense para disputar una prueba de coeficiente cinco para el Campeonato de Andalucía. Más de 82 kilómetros divididos en cuatro tramos y dos pasadas a cada uno de ellos pusieron a rugir los motores en un fin de semana inolvidable.

La jornada del sábado estrenó el rallye con Vícar, Enix y Alhama de Almería como circuitos urbanos de las cuatro primeras pasadas. Pese a la facilidad y brevedad del recorrido, se sucedieron hasta ocho abandonos. Sin consecuencias físicas, pero con accidentes aparatosos y averías mecánicas, las incidencias se convirtieron en las protagonistas. Mientras tanto, en el asfalto, reinaba el de siempre. El Porsche de José Antonio Aznar y Osel Román galopaba a un ritmo inalcanzable para el resto de los mortales. Dominó con un pleno de victorias los tres primeros tramos intermedios, solo seguido de la dupla sevillana que conformaron Jesús Adorna y José Enrique Acevedo. Lo que se encaminaba a un triunfo balsámico del piloto local sufrió un giro inesperado en la última pasada del día.

Entre Enix y Alhama de Almería el coche del seis veces ganador del rallye sufrió un problema de combustible. El percance cambió de arriba abajo la tabla. Aznar perdió cerca de un minuto y medio, cayendo hasta la cuarta plaza en la clasificación general, a 1:10:100 de Jesús Adorna, líder por el momento. La lógica, tal y como se había sucedido la carrera, indicaba que el anfitrión necesitaba un milagro para proclamarse campeón. La nueva situación de carrera ofreció a los miles de espectadores un guión renovado y mucho más emocionante para la recta final de la carrera.

Aún con la complicada situación, nadie se atrevió a descartar a la leyenda del automovilismo almeriense. Los cuatro tramos restantes, con más rectas y largas distancias, dejaron un último reducto de esperanza para el triunfo del anfitrión. La remontada empezó en Alboloduy. Más de siete kilómetros de asfalto pusieron al Porsche 911 GT3 a una velocidad media de 122, ocho respecto al siguiente coche más potente. La diferencia de potencia impulsó al almeriense hasta la tercera plaza y bajó del minuto de diferencia. Sin embargo, el punto de inflexión llegaría en la sexta manga, en la que lo imposible se convirtió progresivamente en una posibilidad real. El tramo más largo del fin de semana, el de Ricaveral, supuso un recorte de medio minuto de José Antonio Aznar a los pilotos de la escudería Sliks Sevilla, que ya empezaron a temer por su triunfo.

A falta de las últimas dos pasadas, la dinámica atisbaba un final muy ajustado y con un perseguidor en una dinámica meteórica. En el último paso por Alboloduy, el Porsche del almeriense alcanzó sus velocidades máximas del fin de semana y se acercó a diez segundos de Jesús Adorna y José Enrique Acevedo. El podio quedó totalmente abierto de cara a la última cita, de nuevo en Ricaveral, que fue testigo de la enésima exhibición de Aznar. El piloto del Automóvil Club de Almería se coronó de forma épica y con un cierre inmejorable, en el que de nuevo volvió a dejar a sus máximos competidores a más de 20 segundos de diferencia. José Antonio Aznar logró así su sexta corona en el Rallye Costa de Almería, consagrándose como el segundo piloto que más veces lo ha ganado, tan solo por detrás del malagueño Enrique Villar, que ya ve peligrar su trono con siete triunfos.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Verificado por MonsterInsights